Noticias

29 de Junio de 2017
Cocomi Bio: la nueva generación prosigue la tradición
Anushka y Shamindra, hermanos y socios, decidieron crear la marca Cocomi Bio para focalizarse en los singulares cocos orgánicos de Sri Lanka, cultivados y cosechados con mimo por las pequeñas granjas familiares de esta isla del Índico.
 
La vida de Cocomi Bio se remonta a un siglo atrás, cuando su familia empezó a trabajar el valioso suelo del país para los cocos y también las especias. Ya en su infancia, Anushka y Shamindra se empezaron a empapar del cultivo de su progenitor, fijándose en su trabajo durante interminables horas manejando los cultivos. Fue su padre quien les mostró el auténtico simbolismo de trabajar con la naturaleza, haciendo nacer la granja de coco ecológico más importante en Sri Lanka y generando una comunidad con futuro compuesta por familias agricultoras tradicionales. De hecho, Cocomi Bio sustenta hoy día a más de 2.000 familias de campesinos.
 
Maduran cocos ecológicos con amor por la tierra, a la que veneran y saben retornarle lo que les ofrece, nutriéndola orgánicamente con paja, compost, estiércol de vaca y hojas de Gliricidia, una planta muy útil como fertilizante ecológico. Los cocos de Cocomi Bio son recogidos a mano y empacados por parte de las familias que trabajan los cultivos para conservar la pureza y frescura de estos frutos.
 
Las plantaciones que Cocomi Bio cultiva en Sri Lanka cuentan con una biodiversidad muy amplia y se alían con otros cultivos a los que dan y de los que reciben beneficios. Son los casos de la papaya, el mango, el plátano, la pimienta y la canela, por nombrar unos pocos ejemplos. Hablamos de una compañía avanzada, con laboratorios propios armados con completas instalaciones para realizar pruebas físicas y microbiológicas, así como un moderno departamento de investigación y desarrollo responsable de las gamas de artículos que entran en el mercado tras escrupulosos tests.
 
En Cocomi Bio saben lo que es verdaderamente importante: salvaguardar los métodos tradicionales de trabajo en el país tropical y cultivar, alimentar y recolectar sus cocos de la forma más sostenible posible. Para ello, usan cáscaras de coco con las que crear el vapor que sus dependencias necesitan, así como para enriquecer de nutrientes las plantas. Asimismo, tratan todas las aguas residuales con métodos ecológicos para después poder reutilizarlas en las plantaciones y en la recolección de agua de lluvia en embalses naturales (de los que a su vez se aprovechan los pequeños animales que habitan en las fincas). Todo ello para garantizar el respeto a las tradiciones y la cultura de Sri Lanka.
Ver todas las noticias

Otras Notícias


¿Tienes alguna duda? Contáctanos


PRODUCTOS RELACIONADOS

RECETAS

EVENTOS